Lo que marca la diferencia

Un día, cuando los empleados llegaron a trabajar, encontraron en la recepción del edificio un enorme letrero que decía:

“Ayer falleció la persona que impedía su crecimiento en esta empresa.
Está invitado al velatorio en el área de deportes”. Sigue leyendo